Vía solo hay una: la que aprobó el Parlamento

Cada viernes, auspiciado por Escriturama, publico en el proyecto Letra de Imprenta que, en pocas palabras, consiste en escribir un relato basándome en el titular de una noticia. Os animo a leer este y el resto de textos que aparecen en el blog que acoge este proyecto y el de Corazón de Sapo. Os dejo con el relato, inspirado en la frase: “Vía solo hay una: la que aprobó el Parlamento”

sardonicus

Leer el resto de esta entrada »


Recomendaciones para escriturama: Con permiso

Buenas noches fieles integrantes de Escriturama y lectores de elnarratorio. Esta semana soy el encargado de dar las frases sobre las que basaremos nuestros relatos. No creáis que ha sido tarea fácil elegir algo que pueda ser del gusto de todos y estar a la altura de quienes me han antecedido. Para no herir el hondo patriotismo de Antonio he evitado el titular que ha dado Albert Pla”siempre me ha dado asco ser español” y he optado por cositas más normales.

Soy de pocas palabras (y menos luces), así que vayamos al grano.

Para Corazón de Sapo he optado por una frase de dos palabras para los aficionados al nanorrelato: “adoro bucear”. Creo que está abierta a que cada uno le de su interpretación y que dará juego, así que a bucear. Recordad que el lunes se publicarán los resultados.

Para Letra de Imprenta me he decantado finalmente por una del mandamás de España, que se lo merece todo: Botín: ‘Está llegando dinero a España por todas partes’

En este caso he pensado que sea un texto con crítica social en su más amplio sentido, cada quien con su estilo. Os recuerdo que podéis omitir a Botín, con que se ponga su frase literal (como bien indican las normas) es suficiente.

Os deseo un buen fin de semana y espero con ansias ver de lo que sois capaces, compañeros de letras.


No estamos para bromas

Cada viernes, auspiciado por Escriturama, publico en el proyecto Letra de Imprenta que, en pocas palabras, consiste en escribir un relato basándome en el titular de una noticia. Os animo a leer este y el resto de textos que aparecen en el blog que acoge este proyecto y el de Corazón de Sapo. Os dejo con el relato, inspirado en la frase: No estamos para bromas.

FreddyRodríguez

El pequeño jugaba saltando de tumba en tumba, cansado ya de la misa, el cortejo fúnebre y el sermón final.

-Jaime, compórtate, no estamos para bromas.

El niño caminó tieso como un palo y con la mirada clavada en el suelo hasta situarse junto a su padre que, con dificultad, reprimía una sonrisa, orgulloso de la cantidad de personas que se habían congregado, del dolor que veía en sus rostros.

Jaime no apartaba los ojos de su madre que lloraba desconsolada.

-¿Qué le pasa a mamá- se atrevió a preguntar en voz baja con un nudo en el estómago.

-Que no va a volver a vernos en mucho tiempo. Pero tranquilo, nosotros a ella sí y la cuidaremos.

-Parece que tu amigo también quiere cuidarla- apuntó señalando con el dedo a un hombre que abrazaba con demasiada familiaridad a su madre.

-Vámonos-dijo con voz cortante el padre mientras se decía a sí mismo con rabia: “Ahora ya no me quitarás a mi hijo”.

Imagen en Creative Commons: Flickr/FreddyRodríguez